Cocinar verduras, hortalizas y legumbre con té: variedades y recetas

1404 Vistas 21 Liked

Dicen que coser y cantar, todo es empezar. Pues bien, utilizar infusiones para cocinar es exactamente igual. Una vez empiezas sólo quieres probar nuevas recetas, sabores y experimentar con los resultados que obtienes al utilizarlas. 

Como bien sabes, en Aromas de Té somos unos enamorados de las infusiones naturales y ecológicas, pero también de su uso más allá del elemental: una bebida que te ayuda a estar mejor por dentro y por fuera. ¡Nos declaramos unos auténticos amantes de las recetas en las que se utilizan las infusiones?

¿Con qué fin? Son varios, pero, principalmente, dar un sabor diferente, ablandar carnes que se han quedado duras, marinar o utilizarlos como base para hacer colorantes naturales. Todo va a depender, por un lado, del tipo de producto con el que se deseen utilizar las infusiones; si ese producto es congelado o natural, así como de la variedad de té que se utilice, por otro.

Hoy nos centramos en cómo cocinar verduras con té. Para ello, lo primero que vamos a mencionar son aquellas variedades que mejor casan con este tipo de productos y, en segundo lugar, hablaremos de las recetas que hemos recopilado para ti, de manera que las puedas anotar o guardar este post y elaborarlas cuando quieras. ¡Empezamos!

Qué Variedades Maridan Mejor Con Verduras

  • Té verde (y matcha): al tener un sabor suave, es perfecto para cocer verduras y que tengan un ligero toque a esta variedad de té. Como, por lo general, el sabor es suave, tampoco se notará mucho; algo más en el caso del té matcha.

  • Té blanco: es perfecto para dar un toque sutil a hortalizas y legumbres, como por por ejemplo unos guisantes. Por supuesto, también podrás cocer verduras con esta infusión, como por ejemplo, unos espárragos.

  • Té negro y té rojo: al tener un sabor fuerte, marida muy bien con setas y hongos para reforzar el sabor de estos últimos, para elaborar salsas con ellos (en lugar de utilizar alcochol) y también para rehidratar (aunque este último punto, también se puede hacer con las dos variedades anteriores).

  • Manzanilla: perfecta para ensaladas de verano, cuando queremos reducir la acidez que pueden producir en el estómago ciertas frutas o el propio vinagre.

  • Hinojo: muy empleado a la hora de cocinar legumbres y cuyo objetivo, además de darle un ligero toque de sabor, es reducir las flatulencias de las personas que van a consumir ese plato.

  • Jengibre: además de para darle el propio sabor del jengibre, en algunos tipos de verdura también sirve para ensalzar el sabor de las mismas, especialmente en aquellas que tienen un sabor suave o tirando a dulce, como puede ser el caso de la calabaza. Es por esta razón que no es de extrañar encontrarla en purés de verdura. Añadir esta especia, además, también es bueno para ayudar a poner en marcha el metabolismo y ayudar a asimilar mejor las grasas.

Estas son las infusiones más típicas, pero hay muchas más que se pueden utilizar a la hora de cocinar y, por supuesto, a la hora de cocinar verduras, hortalizas o legumbres. Si eres fiel oyente de nuestro podcast, seguro que más de una vez has apuntado las recetas de las que solemos hablar en más de un episodio.

Pero más allá de las que vas a encontrar en formato audio, queremos compartir contigo 3 más, para que prepares deliciosos entrantes, con ese toque diferente que le aportan las infusiones a cada plato en los que se añaden.

Receta Crema De Calabacín Y Jengibre

Especialmente indicada para los días de frío, además de disfrutar de su sabor, te ayudará a activar tu sistema digestivo y de circulación. ¿Qué necesitas para elaborarla? 1 calabacín, 2 patatas pequeñas, 1 diente de ajo, 1 cucharada de jengibre ecológico troceado para infusión, 2 cucharadas de aceite, media pastilla de caldo de verdura, sal y pimienta al gusto.

Cuando tengas todos los ingredientes, el primer paso es pelar tanto el calabacín como las patatas y las cortamos en rodajas para que se cocinen más rápido. A continuación, cogemos una cazuela, añadimos el aceite y echamos el ajo para que se dore (hazlo a fuego lento para que no se queme). Llegados a este punto añadimos las verduras, la media pastilla de caldo de verduras, el jengibre y cubrimos con agua hasta tapar las verduras.

Dejamos que las verduras se hagan durante unos 15-20 minutos y pasado este tiempo sólo tienes que quitar el agua, batir todos los ingredientes (si quieres, puedes quitar los trocitos de jengibre) y listo. CONSEJO: a la hora de emplatar hay a quien le gusta añadir un chorrito pequeño de aceite y una pizca de pimienta negra. Lo dejamos a tu elección.

Receta Ensalada Brotes De Té Verde

Si nunca te habías planteado comer té, en este caso te vamos a enseñar cómo hacerlo, tal y como lo hacen en Japón, aunque también hay platos como el famoso lahpet thoke de Birmania, en el que también se consumen las hojas de té verde fermentadas. 

Vamos entonces con los ingredientes de esta ensalada (como para 3 personas): 9 tomates cherry, un pepino, 125 gramos de mezclum de verduras, 4 cucharaditas de té verde sencha, 1 cucharada de pipas de girasol, media cucharada de sésamo, sal del Himalaya (o la que tengas por casa, si bien es cierto que a la primera se le atribuyen grandes propiedades por su alto aporte de vitaminas y minerales) y aceite de oliva Virgen Extra, al gusto.

Prepararla es muy fácil, aunque requiere de algo de más de tiempo de una ensalada normal, por el hecho de tener que dejar secar las hojas infusionadas del té sencha que se expandan y se abran, como lo hacen tras un rato de ser infusionadas. 

Mientras tanto, lo que vamos a ir haciendo es cortar tanto los tomates cherry, como el pepino en pequeñas porciones. Por otro lado, añadimos a una ensaladera grande el mezclum de verduras, después las del té sencha y, por último, añadimos la sal y el aceite (hay quien prefiere evitar la sal y utilizar un chorrito de soja, pero eso lo dejamos a tu elección). Incorporamos los tomates, el pepino, las pepitas de calabaza y las semillas y mezclamos bien todo. CONSEJO: si quieres completar esta ensalada con una porción de proteína, sólo tiene que añadir unos dados de queso feta o tacos de jamón cocido o pavo. 

Wok De Verduras Con Té Negro

Otra receta sencilla y saludable que, seguro, vas a incorporar a tu repertorio semanal. Para elaborarla vas a necesitar: 1 zanahoria, 1 pimiento rojo y otro verde, 1 calabacín, 50 gramos de almendras, ¼ de kilo de champiñones, 1 taza de té negro Lapsang Souchong, aceite y sal al gusto.

Cuando tengas todos los ingredientes y mientras vas cortando las verdura en tiras finas o dados (como mejor te resulte comerlas después), vas preparando el té y lo dejas infusionar. A continuación, pon a calentar un poco de aceite y cuando esté templado, añade las almendras y déjalas que se doren un poco. El siguiente paso será añadir las verduras y echar la sal que consideremos. Saltea las verduras durante unos minutos y añade la infusión de Lapsan Souchong. Dejaremos la verdura unos minutos más haciendo, pero siempre teniendo en cuenta que ésta ha de quedar crujiente. 

CONSEJO: a la hora de servir este plato, queda genial si lo haces con unas poquitas semillas de sésamo por encima, así como unas hebras del té negro que has infusionado, a modo de decoración.

EXTRA: hay quien, en lugar de la sal prefiere añadir salsa de soja. Lo dejamos a tu elección. Te invitamos a que lo pruebes de las dos maneras y luego decidas cuál te gusta más o, simplemente, las vas combinando. 

Y tú, ¿tienes alguna receta de verduras, hortalizas o legumbres que quieras compartir con nosotros? Será un placer, como también lo será que nos cuentes si haces estas recetas y, por supuesto, que las compartas en redes y nos menciones. ¡Hasta el próximo post!

¿Qué te ha parecido? Deja tu opinión.

Date de alta para poner tu comentario