Newsletter



Té Azul (Oolong)

Té Azul (Oolong)


TÉ AZUL- OOLONG

Uno de los tés más desconocidos y que está llamado a ser uno de los que se pongan de moda muy pronto, ya que, poco a poco, sus numerosas propiedades y beneficios para la salud se van haciendo más conocidos entre los amantes del té a nivel mundial y no limitándose sólo a China o Japón donde, especialmente en el primero, se consume desde hace siglos.

Y es que es precisamente del país oriental, de China, de donde procede este tipo de té, mucho más suave y aromático que los populares, té verde,  té rojo o té negro. Concretamente, el té azul o té oolong se cultiva en el norte de Fujian y las montañas del centro de Taiwan, que se extrae de la planta del té, la Camelia Sinensis.

Este tipo de té comparte muchas propiedades con el té rojo y el té verde, pero añade otras que estos no tienen y que lo convierten en un té muy especial y que nunca debe de faltar en una casa donde hay un amante del buen té.

Una de las principales características y diferencias con el resto de los tés es su propiedad depurativa, muy superior a la de los demás, facilitando que el funcionamiento de nuestro hígado sea el adecuado y posibilitando buenas digestiones, por lo que si vas a hacer una comida copiosa o rica en grasas, el té azul será tu mejor aliado para rebajarla. Una función que también le permite, al mismo tiempo, reducir el nivel de colesterol malo y hacer descender el número de triglicéridos en el cuerpo, también nocivos para nuestra salud.

En este sentido, no podemos dejar de mencionar sus propiedades quemagrasas, formando parte por ello de un buen número de dietas elaboradas por profesionales expertos en nutrición.

Al igual que el té blanco, contiene menos nivel de teína que el resto del té y por eso también es apreciado por sus propiedades cardiotónicas.

No hay que olvidar sus propiedades antioxidantes, lo que hace que en el caso de diarreas o problemas gástricos también nos pueda ayudar, además de ralentizar el proceso de envejecimiento de la piel y, tomado con moderación, ayuda también a combatir ciertos tipos de cáncer, tal y como han demostrado los estudios científicos que se han realizado en torno a este tipo de té, en varias universidades de Estados Unidos, el continente europeo y asiático.